Ahora que ha pasado un poco la tormenta de información mezclada sobre el problema, queremos compartir la visión de Quiena sobre la situación, pero sobre todo de cómo impacta en la acción y la inversión de nuestros clientes.

 

Siempre preferimos dar la voz de calma y recordar a nuestros clientes que situaciones como esta pasan constantemente cuando invertimos en acciones individuales, donde no sólo hay un riesgo sistémico (es decir, un riesgo que afecta a todo el mercado, economía, etc.) sino un riesgo que afecta a la empresa individual.

 

Esto lo hemos visto en el pasado con empresas como INSY de nuestro portafolio de Cannabis Medicinal, y la protección que Quiena da ante estas situaciones es la diversificación y calcular una inversión lo suficientemente pequeña en cada empresa como para que el riesgo se limite al que cada cliente nos pide.

 

En el caso de Facebook, veamos la comparación entre una cuenta real y agresiva que tiene inversiones en el portafolio de Tecnología Innovadora (donde se incluye la acción) y la acción en sí mismo:

¿Qué hacer entonces?

Nuestra recomendación es la misma siempre que hay situaciones de susto como estas:
No hacer nada, dejar que Quiena haga un rebalanceo de las cuentas según la matemática nos indica, y centrar nuestra atención en el plan de inversión de largo plazo.

Como se ve abajo, en la captura del retorno real de la misma cuenta que mostramos arriba, estos eventos son minúsculos en la imagen completa de la inversión: